Inspiración: The Calile Hotel

Code-Studio_The-Calile-Hotel_Richards-&-Spence_Brisbane_James-Street_Australia_01

Con un diseño propio de los años 50, este resort urbano al Este de Australia se ha reformado a partir de un interiorismo que imita (y protege) el paisaje local

 

18 meses ha durado el proyecto arquitectónico que dirigió el estudio Richards & Spence en la ciudad de Brisbane (Australia). La obra podría haber tardado menos. Pero, ante todo, tenía que respetar la identidad de la calle en que se ubica, la James Street, y en la que el mismo equipo había estado trabajando, desde 2012, para definir un estilo urbanístico de piedra y ladrillo blanco. A día de hoy, The Calile Hotel lo reproduce al pie de la letra: lo hace sobre una fachada brutalista de hormigón armado, y con un concepto que pretende cambiar el sector hotelero local, hasta el momento enfocado a los empresarios que, con traje y corbata, acudían a la zona durante estancias de corto plazo.

 

Code-Studio_The-Calile-Hotel_Richards-&-Spence_Brisbane_James-Street_Australia_02

Code-Studio_The-Calile-Hotel_Richards-&-Spence_Brisbane_James-Street_Australia_03

A la izquierda y derecha, dos ejemplos del brutalismo del complejo, que recibe el nombre de Calile por la herencia libanesa de sus propietarios.

 

Para los que vayan a vivir The Calile Hotel por dentro, comprobarán que sus espacios respiran a vacaciones. Y por una razón: el interiorismo, más que aséptico, serio o corporativo, resulta amable y apacible. En parte, porque las áreas comunes se conectan por pasarelas al aire libre, aprovechando la brisa y el clima cálido, y los pasillos de las 175 habitaciones (entre las cuales hay nueve suites) están al descubierto. Además, las superficies de mármol -en rosas naturales, verde coral y azul esmeralda- se fusionan en cada dormitorio con paneles de madera, suelos de corcho que insonorizan el ambiente y arcos, incluso en las paredes de la ducha, como los que se aprecian en cualquier estancia del hotel.

 

Code-Studio_The-Calile-Hotel_Richards-&-Spence_Brisbane_James-Street_Australia_07

Vistos de cerca, los baños del proyecto aspiran a convertirse en un oasis con insignia propia.

 

No solo eso: el estudio de arquitectos Richards & Spence ha reformado las habitaciones para que cuenten con el máximo detalle. Desde accesorios de latón y roble, alfombras de sisal o lámparas con difusor de Artemide Dioscuri, hasta un balcón circular propio que recuerda, según el portal ArchitectureAU, a la fachada elíptica que Rafael Moneo diseñó en los apartamentos Urumea del País Vasco, en el centro de San Sebastián (entre 1969 y 1973). Los balcones de The Calile Hotel, que ofrecen vistas a la piscina, animan también al voyeurismo: desde ellos se puede observar a la gente que disfruta bañándose o tomando el sol en la terraza, entre palmeras, sombrillas de lona a rayas y siete cabañas, recubiertas con los ladrillos blancos característicos de la casa.

 

Code-Studio_The-Calile-Hotel_Richards-&-Spence_Brisbane_James-Street_Australia_04

¿Quién no se imagina a los protagonistas de la serie Mad Men en esta localización? En la terraza, por si no fuera poco, se ha proyectado un anfiteatro para organizar eventos al caer el sol.

 

En resumen, el edificio al completo adquiere reminiscencias tropicales. Algunos críticos de diseño aseguran que, detrás del proyecto, hay muchas referencias al Miami de los años 50 (tal vez por su idea de lujo alcanzable), al Palm Springs de California o al México de colores que se tiene en el imaginario. Una sensación que se percibe mismamente en el amplio lobby, con un bar incorporado, o en los pequeños balcones de mármol travertino, cargados de plantas, que ayudan a entender por qué los de Richards & Spence han calificado la obra de resort urbano. A fin de cuentas, The Calile Hotel propone una nueva atmósfera sin necesidad de esquivar la ciudad, e invita a los habitantes de Brisbane a que formen parte de ella. Y la integren como un espacio más del paisaje.

 

Code-Studio_The-Calile-Hotel_Richards-&-Spence_Brisbane_James-Street_Australia_05

Code-Studio_The-Calile-Hotel_Richards-&-Spence_Brisbane_James-Street_Australia_06

Por la recepción de la izquierda se accede a muchas de las habitaciones que, como muestra la de la derecha, defienden el minimalismo radical.